Educación

Ley «Chao Dicom»: aprobación de ley para deudas educativas.

La reciente aprobación de la ley que elimina el Dicom para deudas educativas en todos los niveles, ha causado molestia al interior de algunos grupos del mundo privado, la banca y el oficialismo, en donde ven que esta iniciativa puede abrir una ventana hacia medidas como la eliminación de las deudas estudiantiles o su despenalización. Durante la tramitación del proyecto, estos sectores levantaron trabas al proceso legislativo y señalaron que los principales perjudicados serían los estudiantes, que se podría llegar hasta a cerrar escuelas y subir el costo de los aranceles en la educación superior.

La aprobación del proyecto denominado “Chao Dicom”, el jueves 30 en el Congreso, fue ampliamente celebrada por las agrupaciones de deudores educacionales, la oposición y parte de la bancada de Renovación Nacional. La iniciativa, que prohíbe la inclusión de las personas morosas por deudas educativas de cualquier nivel en el boletín comercial, es vista como una “ventana” hacia el camino de la condonación de la deuda de educación superior, por ejemplo, para los deudores del Crédito con Aval del Estado (CAE), una de las demandas sociales que han sido levantadas desde el estallido del 18 de octubre.

El vocero de Deuda Educativa, Juan Pablo Rojas, destacó –durante la tramitación– que la aprobación de esta ley no es un “perdonazo” a los estudiantes endeudados, sino que “es asumir que el Estado, en su momento, cometió un error en el diseño del financiamiento de la educación superior”. En el Congreso recalcaron que, pese a que la medida no elimina la deuda, sí «es una fórmula de presión” para que el Gobierno vaya en el camino de la condonación total.

En medio del estallido de octubre, el Presidente Sebastián Piñera incluyó en la agenda social la condonación de los intereses por mora de los deudores CAE, una iniciativa que aún no ha sido ingresada al Congreso y que pareció insuficiente para un sector del oficialismo, como el timonel de RN, Mario Desbordes, que planteó la condonación total de la deuda.

La ley busca ser un alivio para más de un millón de personas que tienen deudas educativas, además, se complementaría con otra iniciativa que apunta a despenalizar dichas deudas y que fue ingresada hace unas semanas por la senadora Yasna Provoste (DC). La penalización e inclusión en Dicom de la deuda universitaria, como el Fondo Solidario de Crédito Universitario, fue implementado en la administración de Ricardo Lagos a través de un proyecto redactado por el entonces ministro de Educación Sergio Bitar, medida que contó con el respaldo transversal del Congreso de la época.

En el Congreso subrayaron que marzo es un mes clave para la discusión en materia de endeudamiento estudiantil. En la oposición reconocieron que le han «dado tiempo al Gobierno y a la ministra Cubillos» para elaborar una nueva propuesta para terminar con el CAE y otras fórmulas de cláusulas abusivas en créditos de educación superior. La mesa anunciada por el subsecretario Figueroa puede ser una salida al conflicto, pero en el mismo oficialismo reconocen que «hay un sector que no quiere aliviar la deuda con la que cargan estudiantes y sus familias».

Según los datos informados por Comisión Ingresa en 2019, hasta el momento hay 937.590 deudores CAE y el 61% de ellos ya está en etapa de pagar el crédito. El 40% de los estudiantes en edad de pagar se encuentra moroso, lo que equivale a unos 192 mil deudores y la morosidad aumenta en los casos de deudores CAE que no terminaron sus estudios, la que llega al 70% de los casos. Según lo informado por la agencia, el fisco ya recompró la deuda de 11 mil de esos créditos impagos.

Dicom Equifax, empresa que genera informes de deudores morosos, estimó que de las 355 mil personas informadas por el boletín, 255 mil figuran en este con deudas por educación superior y que la iniciativa aprobada en el Congreso beneficiará a 234 mil personas, lo que equivale a $443.072 millones en deudas.

Pero el presidente de Conadecus, Hernán Calderón, encendió la alarma frente a una realidad que no puede ser abordada por la ley “Chao Dicom”: “Para los deudores CAE es lo mismo, aunque tengamos Ley Dicom, las listas negras existen, aunque no sean legales”. Una realidad a la que apuntó el senador Carlos Montes (PS), en la comisión de Economía del Senado, donde indicó que “las instituciones financieras operan con dos tipos de registros: uno de carácter interno y otro de carácter público, el primero de ellos nunca ha podido ser objeto de regulación, en razón de que es de carácter privado”.

Fuente: www.elmostrador.cl

Mostrar más

Publicaciones relacionadas

Botón volver arriba
Cerrar